rubros y categorias de manualidades
 

StumbleUpon!
form contacto
 
 
disenos-bordado-espanol

Diseños de bordado español

El bordado español tiene una larga historia ya que fue uno de los centros de bordados más importantes y con mucha influencia en el resto de los países, dejando una gran cantidad de estas producciones que hoy se muestran en todos los museos de Europa. Hoy en día las producciones artesanales pueden ser casi sustituidas por producciones industriales, además de popularizar el consumo y abaratarlas. También hay que pensar que pocas mujeres se dedican hoy al arte del bordado, por lo tanto todo este tipo de trabajo artesanal poco a poco se va perdiendo.

El bordado español se caracteriza por su delicadeza y efecto en relieve
 
 

Caracteristicas del bordado español

De todas formas en ciertos casos especiales como vestidos de novia, de madrina, de fiestas este tipo de trabajo se sigue consumiendo, pero no en las escala de fabricación como antes, en donde todo estaba relacionado con la ostentación y la riqueza. Todos los trabajos encontrados hacen pensar que han dejado un legado y un aprendizaje importante para pasar de generación en generación. Por ejemplo en la corte inglesa fue introducido por enrique VIII en donde su esposa la infanta Catalina de Aragón realizaba trabajos de bordado. En el S XVI el bordado se hacía en lino con hilos de seda rojos y negros, los dibujos eran diseños geométricos, con puntos sencillos, como el punto cruz, el estrella y zurcido. La densidad de las puntadas era lo que dejaba ver un cierto relieve y le daba más profundidad a los colores. En los lugares de las prendas que se bordaban eran en puños, cuellos, los escotes y los dobladillos en vestidos. Era verdadero trabajo artesanal en donde los trajes se lucían por sus bordados. También estaba relacionado el tipo de traje con su condición social, los bordados eran usados por reyes, nobles, generales del ejército y miembros de la iglesia.

La evolución del bordado español se fue dando a medida que las técnicas se fueron conociendo, los diseños eran más bien trabajos sencillos pero además las influencias externas que dejo la cultura árabe hizo de estos trabajos artesanales conjugaran un estilo diferente. Hoy podemos conocer los variados estilos de bordado español que se distingue por su diseño y además hay centros de bordado reconocidos en el mundo, por su punto y los materiales en que trabajan, ya dijimos Lagartera, también Almagro y Camariñas. El pueblo de Camariñas es donde nacen los encajes de bolillos que se hacían en toda Galicia, hoy en día este arte ya se constituyó como un trabajo formal en donde el Ayuntamiento apoya y ayuda en su desarrollo. El material que se usa es lino que se cultiva en la región, es en la Catedral de Toledo que aparecen los primeros hilos de origen galiciano por lo tanto se da a entender que había un intercambio comercial muy importante entre las diferentes regiones de España. El encaje de camariñas es un encaje parecido al gripiur en donde lo que se resaltan son elementos de la naturaleza como rosa, estrellas, helechos sobre un fondo enrejado de hilo.

 
 
 

La evolucion de esta tecnica

Había libros que tenían las descripciones de los puntos, de cómo se trabajaba, pero solo quedaron algunos, otros fueron despareciendo porque nadie los conservo, o porque nadie entendió el valor que estos tenían, de todas formas se rescataron algunas instrucciones. También en España cuando se habla de piezas que provienen de Almagro se habla de encajes de bolillos, es el nombre de la producción de la zona llamada Campo Calatrava. En esta zona estaba la Orden Militar de Calatrava, allí había minas de mercurio y se convirtió en una zona poblada. Es por la cantidad de personas que vivían allí que vino el auge del encaje que era trabajo propio de las mujeres, ya que de niñas y lo aprendían con sus madres y abuelas, con las técnicas y los diseños. Esto era un aporte a la economía familiar, un trabajo que se hacía en el hogar por las mujeres de la casa.

Sobre esta costumbre de hacer bordados hubo un visionario con su mujer que se dedicaron a organizar la producción de los encajes de la zona en el año 1766. Organizándose ya como centro de producción de bordados y encajes comenzaron a realizar las blondas para las mantillas, y fueron estas blondas las que hicieron famosa a la ciudad de Almagro que se dedicaban al bordado y encaje en bolillos. De allí se exportaban para toda Europa y las colonias latinoamericanas. Las blondas de Almagro eran contorneadas con un hilo grueso que las diferenciaba de las blondas catalanas, las formas hacían acordar a la arquitectura gótica. Cada región haría su bordado propio, en el día de hoy aun persisten algunas fabricas de bordados de estas características, pero es un trabajo muy caro considerado una artesanía de lujo que fue suplantado por el trabajo de las maquinas.